martes, 22 de marzo de 2011

Córpora y roles

Son corporaciones: lo llaman Democracia, estado del bienestar y mundo libre, pero es el rigor de la plutocracia el que manda, vamos al mundo de las corporaciones siniestras, las que hacen a la teniente Ripley aberrar de la empresa en Alien, las corporaciones que hacen el bloqueo comercial a Naboo demostrando Amidala el rigor del presente: “Han cortado las comunicaciones, sólo puede significar una invasión” anticipando así la ley Sinde cencia que quiere que sólo comuniquen los retrasados las memeces que les dictaminan: los que no pertenecemos a una corporación, lo tenemos crudo: corporaciones de trabajo, ¿alguien se ha dado cuenta de que ya no hay placas en los portales de “medico” o “arquitecto”? corporaciones sanitarias: ya da igual el farmacéutico, puede ser sustituido por un ordenador porque lo de entender las posologías es ya obsoleto y lo de las fórmulas magistrales  ni mentarlo; los médicos siguen “protocolos” o sea: da igual un seat 600 que un simca mil, no hay personas sino que lo importante es su puesto en la corporación; da igual psoe que pp: lo importante es “estar en el sistema” y da igual, el sustento ideológico es algo tan volátil cual piumalvento: ideología es lo que digan cuando toque y todos a defender eso; ahora, en cuanto caiga José Luis Rodríguez “El puma” oiremos lo de: hay que pasar página, hay que ser positivos, mirar al futuro, aquello ya es pasado, etc: lo mismo que vale para una cosa y la contraria: el asunto es defender a la corporación: corporaciones farmacéuticas, de energía, con la presencia ya obscena de la banca obligatoriamente para las personas, porque con la entente de la banca y el poder, no nos estamos enterando del corralito real que han impuesto: nadie tiene dinero y por si acaso se les asusta para que no lo usen: multas, subidas de los productos, impuestos, lo que sea, pero que la gente no use el dinero real, porque no lo hay, es dinero ficticio lo que se mueve: por eso apretan tanto a la gente, y de paso le quitan la libertad lo cual le encanta a todo sátrapa: la mejor forma de machacar al sistema es pagar en mano, usar los bancos lo menos posible y el dinero en casa; así, caerá, y desde luego no lo lloraré yo.

La teniente Ripley se alegra cuan el Alien se come al representante de la corporación; todos jaleamos a los Jedi cuando se enfrentan a la burocracia y las corporaciones: llega el momento de decidir si el futuro es ser una pieza de la corporación, como en Alien, Blade Runner, la Guerra de las galaxias, y pararse, reflexionar y volver a la naturaleza intrínseca del hombre, que hemos caído en manos de la codicia, la usura y el egocentrismo propio de los retrasados; ya va tocando evolucionar y dejar a los tontos a un lado, que han hundido todo lo que han tocado.

2 comentarios:

Dhavar dijo...

Creo que encaja más que los Jedi o Ripley, Robert de Niro en Brazil de Terry Giliam.

Ignacio dijo...

Ripley y los Jedi eran para ver como nos emociona cuando matan al malo; Blade Runner como destroza; como panorama está claro que aciertas tu con Brazil; y en 2013 Rescate en L. A cuando enumeran los delitos de la religión por lo civil que lleva el mundo, acusan a la gente de cosas como "fumador " o "ateo" también me vale; el dispàrate está servido, y anunciado, también.