viernes, 29 de octubre de 2010

Compás de juego

Desde que gobierna José Luis Rodríguez “El puma” gracias al golpe de estado del 11 m, me tienen aburrido con la tierra prometida: tienen una imagen que venden de una república federal positiva ecologista feminista progresista y no se cuantas cosas más: un constructo de ensoñaciones pueriles que no sirve para nada, pero vende mucho: se consideran mejores que los demás y así lo hacen ver, por todas partes, nos van a salvar de nosotros mismos: pero no se enfrentan a la realidad, porque en estos años ha podido cambiar la constitución, proclamar la república y dar independencia a todos los que quiera: no lo han hecho pudiendo porque saben que lo peor que les puede pasar es que sus sueños se hagan realidad; eso sí, manipulan a los pobres de espíritu para que la rueda ruede, pero jamás consentirán que el sistema que tanto les permite medrar se acabe: porque de este execrable modo sin enfrentar jamás la realidad, se forran sin trabajar jamás ni hacer nada, aunque lo llamen democracia, es un perverso sistema sátrapa.

Por eso interesa fomentar la progresez: de ahí el enorme dispendio en subvenciones y el desmán en las oposiciones, el enchufismo amiguismo y falta absoluta de transparencia.

Si fueran coherentes ya estaríamos en su república soñada ¿porqué no lo hacen?

2 comentarios:

Interruptor dijo...

Pues a mí me parece que son tan imbéciles que son capaces de matar a la gallina de los huevos de oro.

Me parece a mí que si no nos han convertido ya en esa república soviética que tanto sueñan es precisamente porque son imbéciles y ni siquiera saben cómo hacerlo.

Lo que sí saben es que si dejan que se desgaje todo, que se haga jirones, antes de implantar esa dictadura con nombre de democracia, no lo conseguirán vender y a lo mejor la rueda se les para.

No serían más imbéciles ni aunque entrenasen. Dan nauseas.

Seneka dijo...

Porque no es rentable, QED.