martes, 8 de septiembre de 2009

La industria y el libro

Todas las carreras de éxito literario desde que Franco instauró la socialdemocracia repugnante y entró su sucesor tiene el mismo perfil: se edita con bombo y platillo una novela que sucede en Barcelona, donde los buenos son maravillosos y maravillosamente progres, guais y de una corrección política actual, y los malos son todos fachas horribles de tópico: véase La verdad del caso Savolta, La sombra del viento, La catedral del mar….y tantos otros: sólo eso garantiza un éxito editorial: escriba una novela progre de Barcelona, o en su defecto si tiene una escrita de otro sitio, cámbielo a Barcelona y ponga colores localistas: así triunfará.

5 comentarios:

Javier Sánchez Menéndez dijo...

Barcelona ja no és bona, o mi paseo solitario en primavera.

Embajador en el Infierno dijo...

Bueno, "Soldados de Salamina" no era tan así. Posiblemente la excepción a la regla.

Ignacio dijo...

No fué un hit

o s a k a dijo...

si es que no queréis daros cuenta: TODO pasa, ha pasado y pasará en Barcelona

incluso lo que no pasa, pasa allí

n a c o
larealirrealidad

Butzer dijo...

Bueno, la verdad que la Catedral del Mar... gana por goleada...xd