lunes, 27 de abril de 2009

Que mono el nene

No deja de ser uno del psoe con dos dedos de frente: sin embargo Aznar puede decir lo que ha dicho: el sí sabría salir de la crisis. Nada hizo por lo que se le pueda llamar de derechas a Aznar, sin embargo jugó su papel en el sistema (que no es el que yo quiero, ni el que debiera, ni el que parece, eso, lo sabrá el) e hizo una cosa que solo Rita le iguala: derrotó al aparato de propaganda desde dentro.

No encuentro ningún argumento por el cual llamar derechista a Aznar; siendo vehemente, es tan sólo un socialdemócrata. Nada hizo ni por los católicos, ni de “derechas” ni acometió  ninguna reforma en profundidad,como dice mi lector FF: los progres lo hacen, los del pp lo asientan, pero nada cambian de la demagogia progre.

El guión de ahora está escrito, pero lo volveré a repetir, para ganarme el despecho de los peperos y la furibundia de la plebe, el grito del vulgo, la bestia vomitando y el anatema por todas partes: pero tengo razón.

Lo que dice Aznar no es que sepa la salida de la crisis, sino que conoce el comportamiento del sistema bien, profundamente y sabría pilotar la nave hasta la salida o el fin de la crisis: eso, lo tiene demostrado, ese mérito ya lo tenía. Pero pilotar la enorme maquinaria burocrática de la repugnante socialdemocracia tan sólo será la manera de triunfar en la satrapía dominante: lo que sea, sea en Madrid en el lenguaje que ellos consideran, y en los tiempos y formas que deciden, si no no vale y estás muerto.

Nadie dirá de desmontar el sistema: reformar o cambiar totalmente la constitución; sólo puede cambiar en un sentido y sólo en ese; nadie dirá listas abiertas y una constitución de verdad, no este engendro abominado.

Ni Losantos, ni intereco, ni nadie plantea que es el sistema en sí la corrupción: simplemente plantean la mejora del sistema en su propio ser, es decir: alimentar a la bestia permanentemente; darle la heroína al yonki, pero con mayor o menor dosificación; sin ningún animo de cambio, reforma y cambio a mejor de las personas: se les automatiza y como a tales se les considera; una vez despersonalizados todos son más manipulables.

Ahora, empieza la fiesta: dirán que Rajoy realmente ha sido un buen ”líder de la oposición”  y que no ha hecho sangre, para que vuelva a ganar el pp; Gay Ardón será el candidato a la presidencia del gobierno más o menos evidentemente; toda la progrez dirá que Rajoy “se ha portado bien”  y que “no esta mal para ser de los fachas” perdonando la vida sin reconocer sus errores ni su bestial y degradante gobierno; de éste modo, ha de mantenerse la repugnante socialdemocracia y la satrapía burocrática: y la gente irá a votar; ni por asomo reconocerán el enorme error para ellos mismos que ha supuesto zp y demás patulea; “perdonarán la vida” y acumularán agravios ficticios para poder hacer revoluciones de papel en las cuales “paga papá” y siga la rueda.

Los corderos irán al matadero, “por el mal menor” pero irán; ninguno abandonará la fila por miedo a quedarse solo; no es una posición envidiable la mía: tengo libertad pero pago el precio de la soledad. Pero acerté, y el guión se sigue cumpliendo.

Mal que le pese a todos y cada uno de los votantes del pp, ese partido defiende los principios contra los que ellos tanto vociferan en las manifestaciones,en facebook, en blogs (siempre con nick,por si acaso) y les volverán a votar: es el clamor de la hez, el grito de la bestia, el rigor de los borregos: no me salgo de la fila y así no estoy solo; y todos al matadero.

Una vez condenado, las pruebas irán apareciendo”  Mao Tsé Tung.

6 comentarios:

Mary White dijo...

Qué buen análisis.

Ignacio dijo...

Gracias.

o s a k a dijo...

los de intereco sí hablan de cambiar el sistema de arriba a abajo

de hecho no hacen otra cosa que hablar de ello

por lo demás, que es mucho y más importante, coincido con "Meri Bi": buen análisis

n a c o
pagafantas

Minneconjou dijo...

Recontracáspitas!

Butzer dijo...

Quizás debiera cambiar el sé por el "creo saber". Es lo que tiene el llegar a la presidencia, una vanidad más o menos perdonable de la que hoy más de un columnista habla en los periódicos.

Lino dijo...

El otro día Losantos se indignaba por el nuevo modelo de financiación autonómica, y decía «la soberanía ya no es de los españoles», cuando en realidad esta nunca la ha sido, ni en la dictadura, ni en los 30 años de partitocracia. No entiendo de que se sorprende.