martes, 11 de noviembre de 2008

A las barricadas

La repugnante socialdemocracia ha convertido en un clamor en toda España que tanta memez no puede seguir: el dispendio de dinero ajeno, usando lo más sagrado: el dinero del pueblo para enriquecer a los ricos sin transparencia ninguna y extorsionar a los pobres, La gente no soporta ya tanta presión de la policía, de las multas, impuestos, disparates de los bancos y tomaduras de pelo en general: digan lo que digan, ya no pueden enmascararlo ni disimularlo, excepto Pepiño, que le compras una caja de lápices de colores”Alpino” y dirá lo que le digan que ha de decir.

Que esto va a cambiar es más que evidente; que el sistema opondrá resilencia, por supuesto: demasiado cobran la patulea de inútiles, y demasiadas patuleas e inútiles hay que no hacen nada, sólo cobran.

Lo que haya de venir lo sabe Dios: pero esto lo han matado por su propia entropía y simplemente cuanto antes certifiquemos la defunción, mejor: menos olerá, que huele, pero de que manera.

España es un país católico, pero nada vendrá de movimientos de la fe: la fe es de las personas; no cabe un movimiento de movilizar a la gente para nada como sucedió con las manifestaciones de la anterior legislatura; y la capacidad de mirar a otro lado de la recua política es asombrosa: en ese caso, lo primero es que hay que darles donde les duela, se quiten y venga lo nuevo, venga la libertad.

No se pueden negar las raíces católicas de España,y son para preservarlas, pero la fe es personal. El movimiento que acabe con este disparate y robo organizado no será de partidos, masas, organizaciones de buenas palabras, buenas intenciones, guais… pero cerca de un partido u otro: esos mantienen al sistema, el sistema ha de ser destruido.

Demuestra la historia que las verdaderas revoluciones son de las personas: alguien hace algo, otros le siguen ¿que corte acogió a Bach? y las algaradas populacheras acaban haciendo crímenes basados en la envidia, y nada más que una juerga de la plebe.

Lo que venga ha de ser algo de individuos, de uno a uno que quieren ese cambio, porque no quieren más el sentirse culpables de lo que está pasando: que desde los medios públicos azuzan a la gente a creer que son ellos los culpables, mientras les roban más para dárselo a los bancos.

Y sin movimientos de salir en tv ni protagonismos ni misses guais de la muerte: simplemente los individuos manifiestan como pueden que esto no les gusta, y la manera de manifestarlo queda demostrado que no es el voto.

Simplemente hay que pedir:

-Corte absoluto de la financiación a partidos,sindicatos, ong y demás recuas, y exhaustivo análisis de sus cuentas, sin pena por meter en la cárcel a quien haga falta.

-Listas abiertas.

-Estructura del estado mínima: todo está permitido menos lo que está prohibido, y la organización del territorio por municipios: el que quiera ser fallera mayor como Camps, sentiremos mucho quitarle la ilusión. Pero se acabó el dispendio.

¿que es lo imposible? técnicamente todo es posible, y con listas abiertas el pueblo sabrá a quien elige y se acabó la satrapía.

Con estos principios mínimos voy a proponer a Diencéfalo, Osaka, Interruptor y Orisson que por la red, se convoque una acción conjunta: del veinte de enero al quince de marzo, no se paga nada: ni hipotecas, ni impuestos, ni multas, ni tributos, ni nada de nada que vaya al estado o a los bancos. Si ejercen presión y encarcelan; hasta que no estén fuera se mantiene la acción, simplemente: es no hacer: ni impuestos, ni hipotecas, ni la visa, ni nada de nada que vaya a los bancos o al estado y en ese momento el sistema se tambaleará y querrán “re-planteárselo”.

Y como no es cosa de caudillismos ni protagonismos, ellos han puesto en marcha ese movimiento,yo lo secundo, y propongo esta acción.

Mi padre, cuando las elecciones de la república, con un cubo y un pincel pintó por Valencia el lema de los anarquistas: me sigue valiendo:

“Compañero, no votes: el que quiera borregos, que se los críe”

11 comentarios:

LUIS AMÉZAGA dijo...

España es de tradición católica con personas católicas y no católicas.

Cuando el sistema está pervertido para beneficio de algunos no se mantiene porque no estamos dispuestos a mantenerlo. Hasta aquí. Rebeldía intelectual, rebeldía fiscal. El dinero es una mercancía que no la regalan, por qué hemos de regalarla a los que tienden a la acumulación siniestra.

He leído hasta el final. Y es que la frase última merecía la pena.

Ignacio dijo...

El reto está echado

Martín Bolívar dijo...

Coincido con los dos comentarios anteriores. El reto está echado.

Dhavar dijo...

Me uno, y añado:
-Insistir especialmente en no pagar y no votar.Cuando sea masivo, basta con eso para hechar abajo el edificio.
-Y sarcasmo,corrosión, sátira y acciones surrealistas como método práctico para ir limando asperezas.

Ignacio dijo...

Yo lo he dicho totalmente en serio; mis cálculos son que si durante ese lapso de tiempo de trescientas a quinientas mil personas lo hacen, acabamos con el sistema y tomaremos el poder simplemente por una cosa: viven de nuestro trabajo y esfuerzo: se hundirian, todos.-

ZP Nunca Mais dijo...

Como se nota que le has cogido el gustillo a esto desde que te he propuesto como jefe de estado. Además ya es hora que tanto tú como la presidenta de gobierno os pongais a elaborar el programa que teneis pendiente.
Veo que hay algo de descoordinación, pero poco a poco se irá perfeccionando el sistema.

Ignacio dijo...

No pierdas de vista esos blogs, que son los que realmente lo están moviendo.

Peggy dijo...

Veo incierto el "mas alla " del "sistema" ... mas que nada por que no se vislumbran alternativas

Ignacio dijo...

Que tengas miedo a la libertad no significa que no exista.

Peggy dijo...

No iba mi comentario por actitudes personales. El “sistema” se ajustara lo necesario para seguir subsistiendo, lo hará con publicidad y banderas, le conviene, a sí muestra su parte de “culpa” en el fracaso ante los que maneja, y tan solo es una mera estrategia preventiva ante futuras “revueltas mayores “ que cambien su fuerza. No he visto ninguna revolución que no sea luego asimilada por el sistema a sus pautas.Quizas la utilizacion del sarcarmo , la ironia y el surrealismo en la critica sea una forma de escapar .

Ignacio dijo...

No es un movimiento de alea del sistema nise puede analizar por ecuaciones de Bertalanffi: el sistema ha muerto, simplemente; más se tarde en enterrarlo, pero olerá.