jueves, 2 de octubre de 2008

En el fragor de la tarde




Nancy Atkinson está realmente entusiasmada con ésta imagen de júpiter, así que ésta no amanece:démosle rango propio.

2 comentarios:

Lianta dijo...

A Jupiter nos teniamos que ir todos a vivir. Hoy estoy indignada y la posibilidad de irme allí tan lejos, me gusta.

Os voy a contar una historia preciosa.
El hospital Puerta de Hierro de Madrid lo cierran (aún no está claro el por qué). Médicos, enfermeras, administrativos, historias clínicas y enfermos pasan a depender del nuevo que han construido en Majadahonda.
Nuestra "amantísima" Esperanza Aguirre lo inaugura a bombo y platillo el pasado 11 de Septiembre. La señora Aguirre promete que las consultas empezarán el día 16 y las operaciones el 28 de Septiembre.

Ahora la parte oscura de esta historia.

Tengo una amiga, además de compañera de trabajo a la que hace 2 años la operaron de cancer de colon en el hospital Puerta de Hierro; a los 2 meses la detectaron otro en el higado, del cual también la operaron en Puerta de Hierro. Después de 1 año de quimio y radio, en una revisión a primeros de Agosto de este año, la detectan una metastasis en el pulmón.
La operación tiene que ser rápida, según los médicos de Puerta de Hierro, pero en administración la dice que tiene que esperar a que inauguren el nuevo hospital.
Todos los días se acerca a Majadahonda y la contestación es siempre la misma: Los quirófanos no funcionan.
Hoy ha EXIGIDO que la manden a otro hospital de Madrid y.... Parece ser que TODOS los hospitales de Madrid están saturados y tiene que seguir en lista de espera.

Hoy por primera vez desde que la detectaron hace 2 años la enfermedad, la he visto hundida. Sus ganas de lucha están bajo mínimos y ha perdido la sonrisa con la que nos daba ánimos a los demás. Sus lágrimas me han producido una rabia y una mala hostia increible.
Señora Aguirre deje de hacerse tantas fotos y vayase a tomar por donde amargan los pepinos.

Disculpad si esto no venia a cuento en este post.

Saludos

Ignacio dijo...

Lianta, esta es tu casa; no problemas con eso.
No hace falta que te diga que muchos de los lectores tomarán buena nota de ésto; algunos rezarán por ella. Seguro.